El timo de Facebook

Hola a todos, he vuelto 🙂 Hoy vengo a contaros la batalla encarnizada que me llevo con la red social Facebook y sus maravillosas (nótese el sarcasmo) campañas de promocionar por el método de pago.

Actualmente me encuentro inmersa en la ardua fase de marketing del libro que publiqué hace unas semanas. Puedes hacer click aquí para verlo. Si la auto publicación del primer libro, como es mi caso, es un follón, un lío, y un trabajazo, no basta sólo con conseguir llegar a la publicación y ya, no, el verdadero trabajo viene en dar a conocer tu producto que tanto trabajo, tiempo y dedicación te ha llevado, y … no es nada fácil.

En primer lugar elegí la red social de Facebook porque  casi todo el mundo está ahí. Todo el mundo comparte fotos, vídeos, tonterías varias, hasta bulos. Entonces me creeé la página de mi retoño de 607 páginas https://www.facebook.com/CuandoElAmorVenceAlOrgullo y comencé a darlo a conocer entre mi círculo más cercano de contactos. Reconozco que se portaron muy bien (se lo agradezco) y comenzaron a compartir a saco dicha página y consiguió en poco más de una semana bastantes “me gusta”.

Yo iba publicando posts, hasta que me di cuenta de que Facebook estaba haciendo lo que le daba la gana. Las tres primeras publicaciones llegaron a más de 250 personas cada una, pero las siguientes empezaron a flojear llegando a tener una media de 40 interacciones.

Llegó un momento en que vi que necesitaba expandir mi libro más allá porque los “me gusta” habían cesado de subir, por lo que decidí comprar una promoción. Y creo que la fastidié.

Yo lo que quiero es dar a conocer mi producto, mi libro, necesito que lo lean, por eso opté por la opción de “dar click a botón de compra”. Comencé a rellenar el formulario de la promoción que había elegido, todo iba bien hasta que subí la foto de la portada del libro y facebook me puso pegas porque había demasiado texto, me ponía que llegaría a menos gente y obtendría menos clicks. La verdad es que me fastidió un poco pero pensé, aunque llegue a menos gente, al menos esa gente hará click y verá el libro. Porque yo me pregunto, ¿cómo voy a hacer publicidad de mi libro si no puedo poner la portada del susodicho? Cuando la gente vaya a buscarlo para comprarlo (en el mejor de los casos), ¿cómo va a saber que es ese?

Los dos primeros días fueron bastante bien, subían las visitas y los clicks, de hecho tuve dos compras (que por cierto me hizo muchísima ilusión, espero que lo disfruten las personas que lo compraron), pero al tercer día facebook envía un email diciendo que no, que así no le gusta y que no llega a la gente que a él le gustaría, y me ha paralizado la promoción en la que HE GASTADO DINERO por adelantado.

Ahora me encuentro con que voy a tener que cambiar la foto de la publicidad para que Facebook se quede contento y llegue a las personas que quiere llegar y sablearme el dinero que tengo pagado, y yo me pregunto, ¿qué pongo? Porque mi producto es la portada del libro, ¿le pongo la portada sin letras? ¡Ese no es mi libro! Facebook vende una cosa (te conseguiremos tantos likes, clicks, etc.) pero la realidad es otra diferente.

A partir de contratar esta promoción, cuando publico un post me lo crea como promoción. Que si tengo un vale de treinta euros para gastar, que si promociono esta publicación llegaré a más gente… Y ¡tachán! Me capa los posts. Si antes os he dicho que la media estaba en 40 interacciones, ahora en el mismo tiempo me lo ha bajado a 20, justo la mitad. Facebook quiere que pique de nuevo y pague.

Pero yo me vuelvo a preguntar, ¿esas interacciones cómo se miden? ¿Son reales? Porque yo me tengo que fiar de lo que me diga facebook, pero no sé si son reales o se lo están inventando para justificar el dinero que me he gastado en la promoción.

De hecho, una cosa que me mosquea mucho es que en otra página que tengo https://www.facebook.com/PatriciaSirventM/ que publico de allá para cuando, cuando lo hago, casualmente he tenido 2 visualizaciones nuevas. Siempre 2. O tengo dos fans pegados a facebook o no sé qué pensar.

Bueno chicos, en estas me encuentro. Ya os contaré más sobre cómo me ha ido el final de la campaña con feisbuquito, porque yo “he venido a hablar de mi libro” – Francisco Umbral-.

 

Un comentario en “El timo de Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.